Un salón de estilo escandinavo

El living nórdico puede tener múltiples funciones, uno lo puede tomar como un área formal para sentarse de reuniones, hasta un espacio informal donde distraerse, relajarse y disfrutar de la vida. Uno de los puntos más importantes es que su familia o invitados puedan sentirse cómodos, pero más allá de eso, el espacio del living debe ser funcional. 

Por lo que en un principio debemos pensar en la finalidad principal del salón del living y enfocarse primero en los elementos y artículos esenciales para seguir una estilo nórdico, como un sofá cómodo y una mesita de centro. Luego se elegirá el resto del mobiliario y la decoración escandinava para combinar con el estilo del living.

Living Nórdico

En su origen los salones se concibieron como espacio dedicado a recibir y atender a los invitados, mientras que las estancias o quintas familiares se dedicaban a actividades más informales, como descansar, relajarse, mirar la televisión o jugar. No obstante, ahora muchas casas escandinavas solamente cuentan con una gran habitación que combina las dos funciones anteriormente mencionadas. Es el principal espacio donde hacer vida cotidiana como el lugar de reunión para las visitas. 

Si su caso es el primero, puede usarlo como living nórdico formal donde tomar algo y estar con sus invitados, sin distracciones como un televisor. Un atractivo punto focal pueden ser un carrito para bebidas, un cuadro y muebles formales, otra opción es como una chimenea con una elegante repisa, ayudarían a crear muy bien el estilo y ambiente de un salón moderno.

En cambio, si el salón que usted quiere crear, es el principal sitio del hogar donde la familia hace su vida cotidiana, tendrá un uso diario. Por lo que posiblemente se utilice como un ambiente con un sofá para ver la tele y una zona de juego si el living es grande. 

Por lo tanto, para tener un living estilo escandinavo, en cualquier caso, piense cuáles son sus necesidades a la hora de considerar diferentes ideas.

Sillas escandinavas para el living nórdico

A la hora de diseñar y amueblar de su salón escandinavo o su salón nórdico, necesitará incorporar opciones de mobiliario para sentarse, que pueden ir desde sillas simples hasta un amplio, moderno y cómodo sofá.

Hay que tener sumo cuidado de no querer añadir un sofá grande en un espacio pequeño; ya que no estaría respetando las claves del diseño escandinavo, y además sacrificar espacio de paso o de almacenamiento potencial no es lo ideal. Un tip importante es que las dimensiones del living determinan el tamaño del sofá. Igualmente aunque el salón sea grande, no quiere decir que tenemos que elegir un sofá enorme; puede ser buena idea añadir algunos sillones, banquetas, o quizá mejor, elegir dos sofás más chicos. 

Living estilo Nórdico moderno

Por lo que si el espacio que disponemos para tener nuestro living estilo nórdico es pequeño, deberán optar por un sofá pequeño. Por lo que para seguir la línea de diseño que venimos hablando, debe complementar el espacio sin sobrecargarlo.

Si queremos resaltar un espacio sin necesidad de tanta inversión, una agradable forma es agregar una silla o sillón con algún color llamativo. También se puede optar por un clásico sofá de piel con estilo retro, o bien una esbelta y elegante silla de comedor de mediados de siglo. Siempre se recomienda elegir un artículo o mueble con otro carácter si queremos resaltar un espacio, de lo contrario se continúa con el diseño estándar escandinavo. 

Living nórdico

Hay mucho mobiliario que se ofrece con estilo nórdico de buenas marcas: Front, un fabricante antiguo sueco; Carl Hansen, la firma danesa que fabrica algunos de los muebles de mediado de siglo más icónicos. 

Además si el espacio que disponemos para el living lo permite, se recomienda incorporar una butaca con estilo y personalidad. Por ejemplo la Silla Swan de Arne Jacobsen, disponible en nuestra tienda, es tanto un mueble como una escultura.

Televisor en un ambiente nórdico

No cabe duda, por lo que comentamos parrafos atras,  que este no es un tema sencillo, ya que, además de elegir ponerlo o no, ocupa gran densidad visual. Decorar un ambiente moderno con diseño nórdico en torno a ese rectángulo negro resplandeciente que parece crecer de tamaño con cada década que pasa, puede resultar complicado. 

Por suerte, los televisores también se han vuelto más finos. Además en los actuales salones de estilo escandinavo, el televisor es un aparato delgado que puede colgarse cómodamente en una pared o bien, hay diseñadores de interiores que se ocupan de ocultarlo, con un cuadro o espejo por delante, o bien, dando vuelta parte de esa pared como si fuese un compartimento secreto. Por otro lado también es posible ocultar muebles detrás del televisor o estanterías como en el caso siguiente:

Almacenamiento en un living nórdico

Como ya vimos en los videos, hay múltiples formas de obtener almacenamiento es un living nórdico. Si en su hogar hay poco espacio, tener varios armarios, estantes y cajones será crucial para satisfacer las necesidades de almacenamiento y guardar todos los artículos. Siempre sin sobrecargar el espacio, como se detalla en las claves del diseño nórdico. Los armarios empotrados son una buena y elegante solución, ya que además de ocupar menos espacio, se pueden personalizar según nuestros gustos y necesidades, pero esta opción puede ser cara.

Si el almacenamiento empotrado no es de su agrado, tener un mueble grande para la televisión y el equipo de música donde se pueden poner todos los artículos electrónicos puede ser otra opción. Además se pueden agregar accesorios y adornos decorativos en los muebles nórdicos. Otra opción es una estantería o librería, que además de ser para libros, una excelente idea es añadir fotos y adornos en ella. 

El equilibrio en un living nórdico

El equilibrio es la clave para el diseño moderno tanto nórdico como escandinavo en cualquier ambiente. Por lo que es mejor optar por un almacenamiento abierto que un mueble grande y pesado con puertas decoradas, eso resultará más ligero a simple vista y más espacio para algún que otro adorno. Muchas marcas con diseños escandinavos tienen excelentes sistemas modulares y muebles con la posibilidad de ser expansivos y muy duraderos. Algunos de los materiales que se utilizan son de madera o de metal electropintado o con una combinación ambos materiales como por ejemplo los sistemas de Stick de Menu o Ferm Living.

Más allá de todos los muebles y mobiliario que se desee agregar, es sumamente importante que sean lo más grande posible las áreas libres, ya que esto brindará mayor confort a simple vista. Por lo que optimizar el espacio libre es uno de nuestros requisitos y guías a seguir para tener un ambiente escandinavo.

Para conseguir más espacio, una forma de hacerlo es poniendo estanterías, ya que aumentamos el posible espacio de circulación, y además, las estanterías y bibliotecas, nos permiten la posibilidad de mantener simples líneas geométricas adheridas a la pared para la organización. Estos ítems, son muy importantes a la hora de tener una decoración moderna.

Una buena idea es incluir muebles que sean combinables con madera, latón o metal, vidrio y cromados.

Color en el living escandinavo

A la hora de pintar un ambiente, la mayoría de las personas tiende a una solución de usar colores neutros o de un colorido atrevido, de todas formas hay que tener precaución de no pasarse ni por un extremo ni por el otro. La idea es amueblar, redecorar y conseguir un salón con estilo nórdico moderno, por lo que nos guiaremos por los neutros y utilizar acentos de algún color.

Si elegimos colores neutros para mobiliarios grandes, como un sofá, sillones o Chaise Longue, hay que ser atrevido con los elementos y accesorios decorativos. De esta forma cuando se desee modificar la paleta cromática, se podrá cambiar fácilmente las cosas pequeñas y sin tanto costo.

Otro punto importante con los colores es que el blanco es indispensable; pero para que no genere un ambiente frío, se debe siempre utilizar acentos de otros materiales, texturas o artículos naturales; como pueden ser plantas, estanterías de madera, alfombras o algún adorno que se mimetice en el entorno. Estos distintos elementos harán que resalte y reviva de un frío ambiente a un cálido y acogedor salón nórdico.

Living estilo Nórdico

Iluminación en un living nórdico

La iluminación es otro factor de suma importancia que hay que tener en cuenta a la hora de decorar un salón que tendrá un estilo escandinavo. Es posible instalar lámparas de techo o bien lámparas de sobremesa y de pie. Cualquier elección que escojamos, puede ser un artículo de diseño, o utilizar la iluminación para destacar algún adorno de estilo escandinavo. Asimismo, tener un rincón de lectura bien iluminado puede ser otra opción para resaltar y destacar un espacio.

Por otro lado, si tenemos una habitación con poca luz natural, utilizar colores claros y ligeros, como un gris apagado o un tono terroso muy pálido para las paredes, es una forma de avivar el ambiente. Sin embargo un entorno que tiene mucha luz, es más factible poder jugar con los colores, ya que les permite una elección de tonos más atrevidos en los accesorios y artículos escandinavos, siempre que se mantengan las paredes neutras.

Living estilo moderno

Colores emblemáticos para un living moderno

Los colores como el gris, el beige y el blanco ayudan a crear una atmósfera tranquila, aprovechando que el salón es el espacio perfecto para relajarse y desconectar después de un largo día. 

Para diseñar un salón escandinavo

Buscamos que sea luminoso y espacioso, por lo que debemos utilizar el color más claro en la superficie más extensa, como por ejemplo las paredes y reservar los tonos más oscuros para los muebles.

Para generar una estética escandinava contemporánea, es muy importante introducir colores de acento en algunos artículos, como en los cojines o almohadones del sofá o sillón. Algo interesante de los cojines o almohadones, es que se pueden cambiar las fundas de los mismos, por lo que es una forma fácil y económica de renovar un interior y estar a la moda. 

Crear la ilusión de que el techo es más alto de lo que realmente es

Si buscamos esta ilusión, sobre todo para ambientes chicos, debemos utilizar el mismo color en la carpintería y en las paredes; esto da la impresión de que las paredes parecen más altas.

Otro tip, es el uso de colores más oscuros en el sofá y los sillones; ya que al combinarlos con la alfombra de color beige, hacen que las paredes parezcan más claras todavía, gracias a su contraste. 

En los interiores escandinavos suelen utilizarse suelos de madera, espejos y mesitas de vidrio para reflejar la luz e incrementar así la sensación de amplitud.

Living moderno

Los tips importantes para un living nórdico

Lo que tenemos que tener en cuenta es mantener el balance entre la cantidad de elementos o artículos naturales y el protagonismo del blanco impoluto. El secreto radica en cuánto de cada uno elegimos para la decoración de nuestro ambiente. Y por sobre todas las cosas, no olvidar la funcionalidad de la decoración nórdica, que es lo que queremos alcanzar. Simpleza, pocos elementos visibles decorativos pero funcionales, mucha comodidad y sobre todo una buena luminosidad para apreciar todo el trabajo realizado. 

Mezcla de estilos en un living escandinavo

En muchos hogares o ambientes se puede ver cómo es posible la mezcla de distintos estilos en conjunto con el nórdico o escandinavo. Aquí les traemos algunas ideas para que puedan decorar el suyo.

Industrial

Se puede lograr un estilo nórdico industrial con algunos detalles; como lámparas industriales, estructuras desnudas como paredes de ladrillo a la vista; otra opción es que se dejen ver los caños o guías de las luces con un poco de hierro. Para realizar esta combinación, debemos tener sumo cuidado de no pasarnos y que quede desprolijo o antiestético; tampoco debemos utilizar tantos colores oscuros ya que obtendremos lo contrario a lo que buscamos del estilo escandinavo, su luminosidad y espacios que transmitan tranquilidad.

Oriental

Para lograr esta mezcla de estilo escandinavo con esta pacífica cultura, los elementos decorativos serán nuestros puntos de centro focales. Dichos elementos serán totalmente orientales; como alfombras persas, lámparas o  faroles hindúes,  algunos textiles con estampados étnicos y por sobre todo velas, ya que brindan calidez al entorno.

También pueden estar presentes algunos espejos, ya que como dijimos anteriormente, reflejan la luz y dan más iluminación al entorno. Logrando así un estilo escandinavo oriental.

Rústico

El estilo escandinavo rústico es uno de los más utilizados y se logra poniendo énfasis sobre todo en elementos de naturales. Por lo general suelen ser muebles de madera, pero con algún trabajo sobre la superficie que deje verse más cruda y con tonos más oscuros. Ya que de esta forma llegamos a tener aires rústicos en el ambiente. 

Si lo que te traba es lo económico, esta mezcla y combinación de estilos, es una gran oportunidad para reciclar muebles antiguos que tenemos, como mesas ratonas, mesas de arrime, o incluso bibliotecas con este estilo vintage.

Información del artículo
Fecha de subida
Resumen del artículo
Información para lograr un living nórdico. características y funcionalidades. ideas, imágenes y tips.
Valoración
51star1star1star1star1star

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *